La importancia de la higiene en centros médicos

La importancia de la higiene en centros médicos

higiene

La higiene, limpieza y desinfección son algunas medidas de prevención de infecciones dentro del entorno clínico o sanitario. Aunque no tienen mucho reconocimiento en las clínicas, su valor y contribución a la calidad son evidentes, y cada vez se tiene más en cuenta.

Tanto la limpieza como la desinfección, son consideradas procedimientos no clínicos básicos y fundamentales para la actividad diaria en cualquier clínica, lo que supone una gran parte de recursos humanos y económicos. Implica la participación de todos los profesionales tanto en aspectos como la financiación o ejecución en los servicios.

Enfermedades transmisibles.

Este tipo de enfermedades tienen mucha más importancia para el personal de los servicios de la sanidad que para cualquier otro tipo de trabajo. La bioseguridad resulta de vital importancia por el riesgo evidente de que los pacientes puedan transmitir infecciones al personal trabajador o viceversa. Con mucha frecuencia, los trabajadores se encuentran en su lugar de trabajo como si en inmunes se hubieran convertido contra los agentes infecciosos con los que se encuentran en contacto. A pesar de que cualquier agente microbiológico pueda ser una fuente de infección, algunas de las que más destacan son la tuberculosis históricamente, la hepatitis virósica B y en los últimos años el espectro del virus del linfocito T humano (HTLV III) y su capacidad de provocar el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA).

 Consolidación de la cultura de seguridad del paciente.

Se basa en la adquisición de unos hábitos adecuados, y la formación y  sensibilización de todo el personal que trabaja en el centro médico. Resulta esencial para promover un papel más activo de los trabajadores, en prevención de IRAS (infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria)  y seguridad del paciente.

  • Reducción de IRAS:

    La higiene en centros médicos resulta imprescindible. Algunos estudios calculan que los casos de IRAS son evitables en un 56,6 %, teniendo un 20% de origen ambiental. Por lo tanto, la mejora en higiene provocará una reducción considerable en la adquisición de este tipo de infecciones.

  • Prevención de riesgos laborales.

    En el entorno sanitario es necesario tomar medidas preventivas para reducir los riesgos laborales en este tipo de trabajos. El uso de productos químicos y sus posibles consecuencias hace que la formación en estos casos sea imprescindible. Otro elemento que resulta de vital importancia son los productos desechables, tales como guantes desechables, mascarillas desechables, bisturís desechables… todo para garantizar la máxima seguridad e higiene.

  • Eficiencia económica.

    Se trata de un hecho poco contemplado por los centros médicos, ya que además de que los desechables tienen un precio muy reducido ahorran en casos de IRAS. Actualmente gastan entre un 2 y 3 % de su presupuesto anual en estos casos evitables, lo que podría suponer una cantidad muy elevada en casos de centros médicos muy grandes.

 

Puede interesarle…

Seguridad e higiene en el trabajo – Uso Único Profesional

La gravedad de la reutilización de materiales de un solo uso – Uso Único Profesional

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *